domingo, mayo 17, 2009

Acerca Del Comportamiento

Recorrer el camino que propone Un Curso de Milagros es una jornada que requiere compromiso, atención pero por sobre todo honestidad.
Digo compromiso porque la Expiación es un compromiso total, porque las relaciones son un compromiso total.
Digo atención porque todo aprendizaje demanda atención, porque lo único necesario es ofrecerle al amor nuestra atención indivisa y porque, en última instancia, oiremos al dios al que le prestemos atención.
Pero por sobre todo digo honestidad porque el ego nunca examina lo que hace con perfecta honestidad.

Todo el amor y cuidado que le profesas a tu especialismo, la absoluta protección que le ofreces, tu constante desvelo por él día y noche, tu profunda preocupación, así como la firme convicción de que eso es lo que eres, le corresponden a tu hermano. T-24.VII.2.7

Nuestras actitudes, sentimientos y comportamiento son los tres ingredientes que demuestran si estamos escuchando la voz del ego.
Y creo que como estudiantes serios del Curso, debemos cuidarnos de los trucos del ego que sabe cómo decorar con un halo de espiritualidad todo evento o suceso, invitándonos dulcemente a pensar que son “cosas que nos manda el Espíritu”.
Así nuestras actitudes terminan siendo egoístas en el mejor de los casos, crueles en el peor.

No siempre las estratagemas del ego son obvias, algunas yacen cuidadosamente ocultas bajo apariencias sensibles. Pero todas esas formas sólo tienen como propósito separar, mediante el diseño de comparaciones que no se pueden evitar, ya que

el ego vive literalmente a base de comparaciones T-4.II.7.1

y tal cual señala el Curso

hacer comparaciones es necesariamente un mecanismo del ego, pues el amor nunca las hace. T-24.II.1.1

Para estos momentos de egoica tentación, siempre podemos recurrir a la Regla de Oro, que es la norma del comportamiento apropiado.

La Regla de Oro te pide que te comportes con los demás como tú quisieras que ellos se comportasen contigo. T-1.III.6.2

El Espíritu Santo nos enseña cómo tener a Jesús de modelo para nuestro pensamiento, y, en consecuencia, a comportarnos como Jesús.

Bendiciones,
Patricia
Milagros en Red

1 comentario:

milegualdo dijo...

De verdad hermana Pat, querida Pat, amada Pat, cada vez, gracias a tu valiosa ayuda y a Dios en Quien somos Uno, comprendo más y más las enseñanzas del camino que nos invita a seguir UCDM.

Bendiciones

Miguel - Venezuela.